Ya empiezas a notar a tu bebé

El embarazo

El embarazo
1 5

EL EMBARAZO

La planificación

Ya lo tenéis claro, habéis decidido planificar un embarazo y desde este mismo momento, hay muchas cosas que hacer. Lo primero es cuidar al máximo la salud, ya que tendréis más facilidades si vuestro estilo de vida es saludable. Si eres fumadora, este es un buen momento para reducir al mínimo el consumo de nicotina, pero si te es posible dejarlo de raíz, muchísimo mejor ya que así cuando te quedes embarazada, no sufrirás de la ansiedad que provoca la abstinencia y evitarás tener que seguir consumiendo algunos cigarrillos diarios para no sentirte al borde de la locura. Este es el momento en el que las fumadoras, deberían de intentar dejarlo y te aseguro que si lo consigues, no solo te sentirás mejor físicamente, sino que estarás preparando tu cuerpo para que el nuevo inquilino viva lo más cómodamente posible durante sus nueve meses de estancia. Los beneficios psicológicos también son importantes, te sentirás más fuerte que nunca si consigues vencer al vicio.

La alimentación es esencial. Si habitualmente tienes unas costumbres sanas a la hora de comer, puedes obviar este punto, pero si te alimentas a base de comida rápida, bollería industrial y grasas saturadas, es momento de pasarse a una dieta mediterránea. Recuerda que tu bebé se estará alimentado de lo que tú comas y quieres lo mejor para él ¿no es así? Procura comer de todo sin excesos para llegar al embarazo con un peso sano. Alterna las verduras, frutas, lácteos, legumbres, carnes y pescados de forma inteligente para que tu dieta sea lo más completa posible.

El ejercicio es también muy importante. Ayuda a reforzar tus defensas y oxigena la sangre, por no hablar de los beneficios cardiovasculares. En resumidas cuentas, cuanto más sana estés tú, mejor se desarrollará tu bebé y, es posible que aumentes tus posibilidades de quedar embarazada mucho antes.

PÍDELOS YA EN TU FARMACIA

PÍDELOS YA EN TU FARMACIA

Tu test de embarazo es positivo ¡Enhorabuena!

el embarazo

Ya tenéis vuestro positivo. Enhorabuena, estás embarazada.

Lo habéis conseguido y estáis pletóricos. Es posible que hayáis tardado un mes, varios meses o hasta un año, pero debes saber que una pareja sana, puede pasar un año entero buscando un embarazo, sin que esto signifique que tienen problemas. Quedarse embarazada tiene su complejidad. Primero hay que pillar al óvulo que está receptivo tan solo durante 24 horas, en ocasiones incluso menos, pero aquí tenemos la ventaja de que los espermatozóides pueden sobrevivir a la espera del óvulo hasta 72 horas. Aún así, uno de ellos tiene que conseguir su objetivo, nada fácil por otro lado, ya que para atravesar las paredes del óvulo, se necesita un ejemplar lo suficientemente rápido, fuerte y sano. Pongamos que estos dos casos ya se han dado. Ahora el óvulo fecundado, inicia su viaje hacia el útero donde se implantará y desarrollará. No está todo hecho, porque en un porcentaje muy alto, las implantaciones no evolucionan, en la mayoría de los casos por problemas genéticos. En estas ocasiones es bastante probable que no llegues a enterarte.

Cómo véis, por mucho que pensemos que nos vamos a quedar embarazadas a la primera, se trata de suerte y paciencia ya que son muchas las circunstáncias que deben darse.

Ahora que ya sabes que estás embarazada, el siguiente paso es acudir al ginecólogo. Él te hará una revisión y una analítica para confirmar el embarazo y comenzará el protocolo de visitas, revisiones y pruebas de las que hablaremos otro día con más profundidad.

Evolución

Durante los tres primeros meses y siempre que no tengas síntomas molestos, tu embarazo puede pasar desapercibido incluso para tí. Si has tenido la suerte de ser una de esas mujeres que te dicen “yo no me estoy enterando”, felicidades, si te ha tocado sufrir nauseas, mareos, vómitos y malestar general, solo podemos consolarte diciendo que (aunque no siempre) en la mayoría de los casos suelen remitir a partir del cuarto mes.

Ya empiezas a notar a tu bebé

Continua comiendo sano y haciendo ejercicio moderado

Lo mejor suele venir cuando llegas aproximadamente a la semana 18. Es posible que comiences a notar al bebé, primero como un suave aleteo y con el tiempo, con las famosas pataditas. Tu tripa comienza a crecer muy rápido y dependiendo de cada mujer, es posible que en la semana 20 ya luzcas toda una tripilla de embarazada. Las molestias son ahora más llevaderas o incluso han desaparecido y comienzas a tener mucha energía. Te sientes bien y empiezas a disfrutar realmente de tu embarazo. Recuerda no abandonar en ningún momento tu nuevo estilo de vida sana. Intenta dar largos paseos diarios al aire libre, esto hará que te sientas si cabe, mejor.

Está claro que a medida que pasan los meses y tu tripa crece, te sentirás menos agil y más torpe, pero ya te quedará poco y cuando por fin des a luz, volverás a sentirte cómo una pluma.

La mayoría de las mujeres, definen su embarazo como los mejores meses de su vida. Esperamos que tu experiencia sea positiva y puedas decir lo mismo. Ya sabes, solo tienes que cuidarte y disfrutar.

¡Un abrazo!

LIBERTYTEST

1 comentario

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *